¿Qué es acuicultura?

Acuicultura es el arte de ejercer control sobre los parámetros del agua, para lograr el cultivo de distintos organismos acuáticos, como peces, crustáceos, moluscos, bivalvos, bacterias, fitoplancton y zooplancton, vegetales que se cultivan dentro y sobre el agua, como algas y plantas de huerta.

Esquema ACUICULTURA.png

Acuicultura controlada

Al trabajar con una acuicultura bien desarrollada se ejerce control sobre la producción de peces y de los desechos que los mismos generan, procesándolos naturalmente con bacterias para generar energía y nutrientes para las plantas que se cultivan sumergidas (algas) o sobre el agua como, por ejemplo, tomates, pimientos, lechugas.

Acuicultura controlada ejerce control ambiental en todo el proceso permitiendo cultivos, donde naturalmente por las condiciones climáticas no se podrían realizar, sin generar un impacto ambiental, pues los desechos orgánicos e inorgánicos generados con la piscicultura, no se liberan al ambiente, sino que se procesan simbióticamente, eliminándolos, recuperando el agua en su totalidad y devolviendo la misma a los peces, en un circuito cerrado que no contamina, que produce alimentos sanos, naturales, orgánicos y ecológicos.

Simbiosis

La simbiosis es el proceso natural para producir alimentos sanos, orgánicos y ecológicos.

Los distintos organismos que participan en un cultivo acuícola dejan de competir entre sí, para potenciarse y mejorar su trabajo, al controlarlos y acomodarlos para lograr obtener peces, energía calórica y vegetales.

Este proceso se copia de la naturaleza y se controla para el beneficio del ambiente, del productor acuícola, y del consumidor final de los alimentos orgánicos obtenidos.

Biodigestión aeróbica y anaeróbica

Las bacterias aeróbicas y las anaeróbicas, son las principales responsables del equilibrio del sistema controlado.

Ambas líneas de digestión (con oxígeno y sin oxígeno) se potencian para digerir los desechos orgánicos e inorgánicos, generando energía calórica, eléctrica y nutrientes para todo tipo de plantas.

Ambos sistemas requieren de la acuaponía pues las bacterias aeróbicas y anaeróbicas generan sales que solo las plantas pueden aprovechar.

Acuaponía

Es importante entender que la piscicultura requiere de la acuaponía (producción de vegetales de huerta) dado que es imprescindible para completar el tratamiento de agua que evita la contaminación ambiental, ya que procesa las sales inorgánicas que las bacterias no pueden eliminar y estas sales son las principales responsables en producir eutroficación ambiental.

La acuaponía bien desarrollada, permite reducir la emisión de CO2 a la atmósfera, transformándolo a través de la fotosíntesis en alimento sano y natural, evitando que este gas sea parte responsable del calentamiento global.

Nutrición

El sistema requiere una fuente de energía y esta debe ser lo suficientemente poderosa, como para aportar las kilocalorías necesarias para el desarrollo de los peces, de las bacterias y de las plantas… también debe generar energía calórica y eléctrica para hacer que el sistema sea totalmente autosuficiente.

La correcta nutrición del sistema resuelve este desafío.

ACUICULTURA CONTROLADA

 CON ACUAPONIA

Algunas definiciones

ACUICULTURA CONTROLADA